In Luv

Si toca hablar de grandes amores en estas fechas, mi madre ha sido mi Valentín por excelencia.  Ella, sí, nunca me ha fallado y sus promesas suelen ser de esas que llamamos eternas. Y si toca hablar de romanticismos, he de confesar que romántica, soy.  Pero en su definición más amplia.  Creo que hay que seducir a la vida misma.  Ser romántico sólo con tu pareja es quedarte corto.  Pon velas a tus amigas.  Sorprende al vecino con galletas.  Abraza de verdad a tus compañeros de trabajo.  Eso es ser romántico.

Nosotros hemos querido ofrecer un San Valentín en esta línea, abrir las ventanas a la imagen cerrada de lo que es enamorarse.  Un San Valentín que no se queda solamente en los amantes.  En nuestra tienda online, hemos querido hacer centros florales pasionales, divertidos, abiertos a la interpretación que tú le quieres dar.  Porque la vida realmente puede ser así de bella.

Como nuestro entusiasmo va creciendo con pasos agigantados, hemos decido incluiros en ello: ofrecer un taller de San Valentín en el que podrás aprender a realizar un ramo de rosas y regalárselo a cualquier persona especial en tu vida; sea tu amigo, tu vecina, tu madre o tu abuelo, de quien estés enamorado. Un taller en que enamorarse empieza en ti.

 

Un San Valentín en el que basta que el enamorado seas tú.



                                                                                                                                                             Lindsey Myhren

Escribir comentario

Comentarios: 0